Cuidado con no depositar las cuentas anuales en el Registro Mercantil: es una presunción de haber incurrido en causa de disolución por pérdidas

Cuando no se depositan las cuentas anuales se presume que la sociedad se encuentra incursa en causa de disolución por pérdidas, trasladando a los administradores, conforme al principio de facilidad probatoria, que, pese a no depositarse las cuentas, la sociedad no se encontraba en dicha causa de disolución.

Continuar leyendo “Cuidado con no depositar las cuentas anuales en el Registro Mercantil: es una presunción de haber incurrido en causa de disolución por pérdidas”